Más de 100 niños murieron por un brote de encefalitis en el estado de Bihar, oriente de India, informaron ayer las autoridades.

El secretario de Salud de Bihar, Sanjay Kumar, dijo que 106 menores murieron y otros 430 niños de entre cuatro y 10 años estaban siendo tratados en hospitales del distrito de Muzaffarpur, 80 kilómetros al norte de Patna, capital del estado.

Pese a las muertes, Kumar dijo que el índice de mortalidad por encefalitis entre los menores ha bajado de 34% a 26.5% desde el año pasado.

Los infantes son especialmente vulnerables a la enfermedad, que puede causar inflamación del cerebro, fiebre y vómito.

Los aldeanos se reunieron afuera del Hospital Sri Krishna Medical College, en Muzaffarpur, donde algunos de los niños enfermos son tratados, para protestar por la visita del jefe de ministros de Bihar, a quien acusaron de llegar hasta que las muertes sumaron más de 100.

Las organizaciones políticas de izquierda también se manifestaron en Nueva Delhi, exigiendo que el gobierno de Bihar haga más para prevenir lo que se ha convertido en un brote anual.