Por: José Gregorio Aguilar

Los teachers que pertenecen al Programa Nacional de inglés (PRONI), a muchos de los cuales se les adeudan varios meses de sueldo, demandan al gobierno federal (SEP) liberar la partida presupuestal que fue aprobada para este fin de mes.

Los afectados por esta injusticia, se han organizado para exigir a las autoridades el pago de sus quincenas; los maestros han hecho manifestaciones para reclamar el pago por su servicio y preguntando dónde está ese presupuesto.

De acuerdo con Rigel Guzmán, vocera del PRONI, son ya cuatro años de lucha para lograr el respeto a los derechos laborales de quienes imparten la lengua extranjera en escuelas de educación básica, que prácticamente han sido ignorados y abandonados.

Recordó que este movimiento fue creado para lograr justicia laboral porque a los teachers no se les paga a tiempo, se les queda a deber quincenas, no tienen servicios médicos, ni vacaciones pagadas; derechos de los que sí goza cualquier trabajador de base.

Finalmente mencionó que las autoridades educativas culpan a la Secretaría de Hacienda de no liberar el presupuesto ante lo cual, los propios representantes de PRONI le han pedido a la responsable nacional del programa, Vanesa Cornejo, un documento para poder exigir ese dinero a la dependencia hacendaria, pero se ha negado.