Israel Reséndiz.

Las bloqueras que el ITAVU instauró como un programa de ayuda para que la comunidad pudiera tener la oportunidad de adquirir un block a bajo costo, terminaron convirtiéndose en un fracaso que exige hoy en día como millones de pesos que se invirtieron en estos proyectos, terminaron tirados en la basura…