Tras la serie de quejas y comentarios que  hemos señalado en los espacios informativos en torno a las graves deficiencias en la atención medica que se vive dentro del instituto mexicano del seguro social,  nuestra audiencia señala que una situación por demás lamentable y que molesta a la derechohabiencia, es observar que los médicos primero atienden aspectos políticos que a los pacientes.

Una persona habitante de congregación fortines del municipio de Antiguo Morelos señala que desde su punto de vista los médicos y el personal de la clínica no deben atender los temas políticos cuando se encuentran en horas de trabajo porque los derechohabientes se ven afectados en la atención que se brinda.