Una nueva fuga de combustible de ductos de Petróleos Mexicanos (PEMEX) se registró en el estado de Hidalgo, donde el viernes pasado un incidente similar provocó la muerte de al menos 91 personas, según el último corte dado por autoridades este lunes.

De acuerdo con autoridades policiales, el incidente se presentó en la comunidad de Teocalco en el municipio de Tula de Allende, localidad ubicada a unos 20 minutos del municipio de Tlahuelilpan.

La fuga se presentó en un ducto que atraviesa por un campo de cultivo y al momento presenta un chorro de unos tres metros de altura, similar al que se registró la tarde-noche del viernes en la comunidad de San Primitivo en el municipio de Tlahuelilpan.

 

Pobladores de comunidades cercanas no se han acercado a la fuga a robar el combustible, como ocurrió la tarde del viernes.

La Policía Federal y elementos del Ejército acordonaron la zona en el Ejido Santa Ana; mientras que personal de Pemex reparó el ducto.