-Debido a que su estancia en la frontera se prolonga por la tardanza en el trámite del asilo político
Por: Tania Castillo
Reynosa, Tamaulipas. – El Director del Albergue Senda de Vida, Héctor Silva de Luna, externó su preocupación de que los migrantes que permanecen en la frontera puedan ser víctimas de trata de personas, pues su estancia está siendo más prolongada de lo habitual ante la tardanza en el trámite del asilo político.
Subrayó, que temen que la delincuencia pueda corromper a los agentes de migración para que entorpezcan a propósito el procedimiento legal.
“Estamos viendo que las autoridades de migración como se nos está un poquito complicando, no nos están dando a saber que está pasando de aquel lado, y eso a mí me pone alerta, porque ustedes saben que por fuera se trabaja la trata de personas hacia ellos (migrantes)… a lo mejor les están dando algún dinero a los oficiales, no sé como está, por esa misma razón a mí me preocupa que los oficiales se dejen llevar por algún dinero”.

Llamó a las autoridades de los Estados Unidos a agilizar este procedimiento para evitar que el delito de trata pueda cometerse contra estos migrantes.
“Esperemos que los oficiales u oficinas de Estados Unidos puedan darle un poquito más al proceso, toda esta gente tiene ya muchos meses, preguntan dicen allá en los Estados Unidos, lamentablemente no tenemos información”.
Silva de Luna dijo que están aplicando algunas medidas internas con quienes se han acercado a pedir asilo a Senda de Vida para lograr mantener comunicación permanente y cuidar que no se violen sus derechos humanos, ni en territorio mexicano ni una vez que logren cruzar al otro lado.

“No sabemos qué pasa cuando entran a los Estados Unidos, pero queremos tener el contacto de todas estas personas para que no sean perjudicadas o sean violados sus derechos”, reiteró.

De acuerdo con los datos tomados por Senda de Vida durante los trámites de asilo, se calcula que en Reynosa permanecen alrededor de 1800 cubanos, 1500 venezolanos, 200 hondureños y 200 guatemaltecos.