El presidente Nicolás Maduro reveló el jueves durante una entrevista con The Associated Press que su canciller se reunió recientemente en Nueva York con el enviado especial de Estados Unidos para Venezuela, Elliott Abrams, a quien el mandatario invitó a visitar la nación sudamericana.

La última de dos reuniones ocurrió cuatro días después que Abrams dijo que ya había pasado el tiempo para sostener un diálogo con el gobierno de Maduro.

Incluso aunque criticó la postura beligerante del presidente Donald Trump hacia su gobierno socialista, Maduro señaló que tiene la esperanza de sostener una reunión con el mandatario estadounidense para resolver una crisis derivada del reconocimiento que el gobierno norteamericano hizo al líder opositor Juan Guaidó como el presidente encargado de Venezuela.

Maduro aseveró que no renunciará y dijo que la ayuda humanitaria de Estados Unidos que actualmente está en la frontera con Colombia era simple “migajas” luego de que el gobierno estadounidense congeló miles de millones de dólares de activos venezolanos.